La venganza de Jane

En 1871, Jane (Natalie Portman) vive en su propiedad del lejano oeste junto a su marido y su pequeña hija. Un día su marido Bill (Noah Emmerich) regresa a casa con numerosas heridas de balas. La banda del cruel Bishop (Ewan McGregor), a la que Bill anteriormente pertenecía, han sido los que le han acribillado. Pronto, Bishop y sus compinches vendrán a por Bill para acabar el trabajo, por lo que Jane tendrá que enfrentarse a numerosos recuerdos del pasado y recurrir a un antiguo amor, Don Frost (Joel Edgerton), para que la ayude a terminar con ellos.

La venganza de Jane 2

Dirigida por Gavin O’Connor, este western atípico reivindica el poder de la mujer en la posguerra civil americana. El personaje de Jane es una mujer fuerte, que lleva la mayor carga interpretativa dentro del filme, pero que no puede evitar recurrir a un hombre para resolver un conflicto de hombres.

Lo que comienza siendo una historia de odio y venganza, acaba centrándose por entero en la historia de amor de los protagonistas. El triangulo amoroso (Jane, su marido Bill y su antiguo amante Don) va perdiendo fuerza a medida que avanza la cinta y se alcanza un desenlace demasiado edulcorado para lo que es la tónica del género. El exceso de flashbacks que desentraman el pasado de Jane y su relación con Dan y Bishop intentan satisfacer la intriga y mantener el ritmo del filme, ya que la acción presente se limita a organizar el enfrentamiento final. Todo ello hace pensar que la película quizás hubiera tenido un mejor resultado si la historia hubiera sido contada de forma lineal.

La_venganza_de_Jane 10

Natalie Portman interpreta correctamente el personaje de Jane que está acertadamente secundada por un Joel Edgerton que además de hacer el papel de Don, ha participado en el guion de la cinta. Noah Emmerich encarna al marido de Jane, un personaje poco desarrollado al que se le podría haber sacado algo más de partido. Pero sin duda el rol más destacable de la producción es el de malo del filme. Con un look casi irreconocible (ataviado con un mostacho y cabello moreno) Ewan McGregor se sale en el papel de villano. Su aportación se limita prácticamente a 4 escenas en las que el actor escocés demuestra que se atreve con todo y siempre sale bien parado.

En este western sombrío, la fotografía de Mandy Walker, intenta sacar el máximo partido al paisaje desértico y desolado del Nuevo México donde ha sido rodado. El juego de claroscuros y contraluces durante la preparación de la lucha y desenlace, conjuga perfectamente con el sentimiento de los protagonistas. Por otro lado, la recreación del lejano oeste prácticamente se ha limitado a las dos casas de los protagonistas y al pequeño pueblo de Lullaby.

La venganza de Jane 5

Una película con aciertos y desaciertos que no pasará a la historia del western, pero que merece la pena por ver a Ewan McGregor hacer de un excelente villano.

Curiosidades

Natalie Portman y Ewan McGregor, interpretaron a Padme y Obi-Wan Kenobi en los tres primeros episodios de la saga Star Wars. En el Episodio II – El ataque de los clones (2002) y el Episodio III – La venganza de los Sith (2005), Joel Edgerton  también tiene un pequeño papel como hermanastro de Anakin Skywalker y tío adoptivo de Luke.

El director Gavin O’Connor es la cuarta vez que trabaja con el actor Noah Emmerich. En los filmes Cuestión de honor (2008) y El milagro (2004), además de en la serie The Americans, en la que O’Connor dirigió varios capítulos.

Su directora original iba a ser Lynne Ramsay, pero tras dos días de rodaje y problemas con la producción, le cedió el puesto a Gavin O’Connor.

 

Publicado por

Lialara

Diseñadora gráfica y adicta al cine.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.