La fiesta de las salchichas

En 2013 Seth Rogen, Jonah Hill y James Franco entre otros de sus colegas sufrieron una Juerga hasta el fin, entre sus momentos más recordados de la cinta, nuestros protagonistas, puestos de alcohol y de otras sustancias psicotrópicas empezaban a hablar de una hipotética secuela de Superfumados, de la que después llegaban a rodar un trailer casero. La broma funcionó bastante bien en taquilla. Menciono la citada escena porque tras ver La fiesta de las salchichas, uno llega a pensar que en esta ocasión Evan Goldberg, Kyle Hunter, Seth Rogen y Ariel Shaffir, los artífices del libreto estaban en la misma situación que los protagonistas del primer filme.

Hay que dejar bien claro que el tono de filme es adulto, aun así algún padre despistado se acercará al cine con los críos. Su punto de partida es muy similar al de Toy Story, cambiando juguetes por comida. En una realidad alternativa, los alimentos de un supermercado tienen vida propia y todos los días, antes que habrá la tienda, cantan la canción de adoración a los “dioses” para que se fijen en ellos y sean los elegidos para ir al “más allá” (por cierto dicha canción escrita por Alan Menken, compositor de La Bella y la Bestia o Aladdin entre otras).

la-fiesta-de-las-salchichas-4

Lo que no saben nuestros protagonistas es su verdadero destino, cuando una de esas salchichas va a ser elegida descubre la terrible verdad por un bote de mostaza que ha sido devuelto, éste se perderá en medio de la tienda junto con otros alimentos, en un choque de carritos de la compra que parece más bien sacado de la escena desembarco de Salvar al soldado Ryan. Nuestro protagonista tendrá que regresar a su estantería pero se planteará si aquello que le ha mencionado la mostaza es cierto o no.

Dentro del variopinto elenco de personajes tenemos desde la aguerrida salchicha protagonista que quiere saber si es verdad o no lo que dice el bote de mostaza sobre el “más allá”. Su novia, un panecillo, algo incrédula sobre todo ese tema, después tenemos un falafel y un bagel que se llevan a matar, una taco preocupada más por las curvas de la  novia del protagonista que de llegar a su estante y un villano, algo particular que esta relacionado con un producto de higiene femenina, que se la tendrá jurada a nuestro protagonista y no dudará en recurrir al canibalismo de otros miembros del super para hacerse más poderoso.

la-fiesta-de-las-salchichas-11

Lo que podría ser la típica aventura de animación de cualquier estudio, ya sea Pixar/Disney o Dreamworks pero desde un punto de vista gamberro y sobretodo haciendo crítica a todo sin dejar títere con cabeza. Hay bromas con muy mala uva a la religión, a los chistes racistas (hay una especie de Hitler en la sección de comida alemana), continuos bromas sobre el consumo de drogas y sexuales. Sin olvidarnos, como no, de algún que otro momento escatológico. Y es que llega un momento, donde la saturación de bromas del mismo tema llegan a repetirse en tantas ocasiones que la cinta aburre y finaliza con uno de los momentos más pasado de vueltas que se han podido ver en una sala durante este año. Totalmente indescriptible, que es de esos de verlo para creerlo.

Por citar en alguna ocasión llega algún personaje y suelta alguna frase del tipo “se me ha encendido la bombilla” y a continuación aparece una bombilla. Vale, esto tiene su gracia pero lo llegan a repetir hasta en 4 ocasiones. Por otro lado tiene puntos muy divertidos y acertados como el pack de cervezas de 6 latas que van unidos y tienen que sincronizarse para andar, un chicle mascado imitando a Stephen Hawkins (incluso va en silla de ruedas) y sobretodo, sus referencias cinematográficas como Terminator 2 o Stargate (esta a modo de guiño para una supuesta secuela).

la-fiesta-de-las-salchichas-7

Dentro de su nivel de producción, la animación no es que sea de lo mejor que se haya visto últimamente, pero roza el aprobado. De su banda sonora aparte del tema compuesto por el mencionado Alan Menken, habría que destacar el conocido tema de Little green bag que popularizo Tarantino con sus Reservoir dogs y uno de los grandes momentos cuando suena I’d Do Anything For Love de Meat Loaf (con un guiño a su famoso disco Bat out of hell). Por último, comentar que su versión original, se oyen las voces de Jonah Hill, James Franco, Kristen Wiig, Edward Norton, Paul Rudd, Salma Hayek y Michael Cera, además del propio Seth Rogen.

la-fiesta-de-las-salchichas-9

Esta fiesta es para paladares con un humor muy grueso y admiradores del mal gusto, no apta para todos los estómagos.

Curiosidades

David Krumholtz, Seth Rogen y James Franco ya habían trabajado juntos en la película Juerga hasta el fin y en la serie Freaks and Geeks.

En un principio Mark Osborne, conocido por su trabajo en Kung Fu PandaBob Esponja, iba a dirigir la película, aunque finalmente los elegidos fueron Conrad Vernon y Greg Tiernan.

 

Publicado por

Agustín

Hombre orquesta de "Adicine.com", el jefe de la Web y redactor jefe. La pasión por el séptimo arte la lleva en su sangre desde muy pequeñito, participa en diferentes blogs del medio como Amigos del cine, El Gabinete del Doctor Somier, entre otros. Aparte de podcaster ocasional.

3 comentarios en “La fiesta de las salchichas”

  1. Una fuerte película pero los gráficos de computadora son espectaculares. Muchos chistes en inglés que no se captan en castellano: el malo es una ducha vaginal “Douche” que suena como “Dutch” haciendo giño a Austin Powers en Goldmember (una parodia de la parodia).
    La parte que no cuadra es cómo la salchicha corta se trajo la cabeza del drogadicto al supermercado… bueno, total con lo loca que es esta película pocos habrán percatado en esto ja ja ja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.