Spider-man Homecoming poster 1

Spider-Man: Homecoming

Después de la versión de Sam Raimi (con dos grandes entregas) y la decepcionante que hizo Marc Webb con unos desaprovechados Andrew Garfield y Emma Stone. Se estrena Spider-Man: Homecoming, la tercera versión del trepamuros más famoso del cómic en el cine. Interpretado por Tom Holland al que ya pudimos ver en la última entrega del Capitán América.

Este nuevo lavado de cara le ha sentado genial al personaje. Mucho más creíble que las anteriores encarnaciones, más cercana al mundo de Marvel (hay continuas referencias a todo el universo). Con cierto sentido del humor (pero sin llegar al nivel de Guardianes de la galaxia) o al cine de adolescentes de los años 80.

01-Spiderman-Homecomming

La película arranca durante su participación en Capitán América Civil War. Spidey quiere subir de categoría y llegar a ser un Vengador. Para ello, es supervisado por Tony Stark, que le ha dado un traje lleno de gadgets. Por otro lado el Buitre, el villano, es un currante que decide saltarse la ley y convertirse en un mafioso. Su plan es vender armas en el mercado negro, recicladas de la tecnología extraterrestre, de los sucesos que ocurrieron en la primera entrega de Los Vengadores. Nuestro trepamuros, se saltará las reglas para poder detenerlo. Por si no fuera suficiente, Spidey tendrá que afrontar su día a día en el instituto. Con toda una fauna de personajes, tiene a su mejor amigo en Ned y suspira por tener una cita con Liz.

La cinta tiene momentos muy llamativos, como ese arranque donde vemos “Una película de Peter Parker”, vemos su punto de vista en la última aventura del Capi. Todo ello como si hubiera sido grabado con su smartphone. Su primer día patrullando por Nueva York, de forma menos glamurosa de lo que se podría esperar o sus enfrentamientos con los esbirros del Buitre.

02-Spiderman-Homecomming

Holland esta muy bien, como ese héroe novato que puede aportar algo más. Marisa Tomei retoma su papel de la atractiva tía May. Robert Downney Jr. es de nuevo Tony Stark, aquí hace del mentor, con su habitual chulería y saber estar que le aporta. Su contrapartida es Jon Favreau vuelve de nuevo a ser Happy, el guardaespaldas de éste. Por allí hasta veremos a Chris Evans como el Capi, en unas cómicas apariciones como si se tratara de Troy McClure, el personaje de Los Simpsons.

Se agradece por fin un villano sin ínfulas de dominar el mundo, sino un tipo que quiere su parte del pastel. No es un gran papel, pero Keaton dignifica el personaje sin caer en los estereotipos. Parece que se rompe la norma habitual de villanos en Marvel, sea de lo más flojo del filme.

05-Spiderman-Homecomming

En cuanto a su producción, los efectos especiales lucen bien, sobretodo ver a Spidey en acción, ya sea de día o de noche. Ver todos los alucinantes gadgets que lleva el traje. La música de Michael Giachino aunque no crea ninguna fanfarria reconocible para el personaje, versiona el viejo tema de Spidey y le da toques aventureros a la historia.

La dirección por parte de Jon Watts (Coche policial), es bastante solvente. Acierta combinar el típico filme de instituto con el género superheroíco, haciendo que sus más de 130 minutos se pasen volando. Nos deja con un final bastante abierto, que deja al espectador con ganas de más.

04-Spiderman-Homecomming

¿Qué fallos tiene Spider-Man: Homecoming? Para el que escribe la crítica, que fue lector del personaje en cómics, sin duda la modernización del personaje. Sobretodo en ese cambio racial de algunos personajes, sobretodo por cierto personaje muy importante en la vida de Peter Parker que parece que han presentado. De ser así ha quedado bastante desdibujado, por el momento.

09-Spiderman-Homecomming

Spider-Man: Homecoming es la aproximación más cercana del personaje del cómic a los cines. Divertida, trepidante y llena de guiños.

Curiosidades

El personaje de Michael Keaton, tiene ciertos paralelismos con Birdman. Ambos vuelan y se basan en aves, odian a los superheroes. El personaje de Riggan Thompson (Keaton) tiene envidia de Robert Downey Jr., además el buitre no soporta a Iron Man, curiosamente lo interpreta Downey Jr.

En la cinta aparecen los personajes de Herman Schultz y Marc Gargan. Que en los cómics son los villanos conocidos como el Conmocionador y el Escorpión.

Stan Lee hace su cameo, interpreta a un vecino del barrio de Peter Parker.

Hay dos escenas después de los créditos, una donde aparece un villano de Spiderman que ya se deja intuir quien es a lo largo del filme y otra escena cómica protagonizada por el mismísimo Capitán América

Posibles Spiderman: Asa Butterfield, Nat Wolff, Liam James y Timothée Chalamet.

Hay un pequeño guiño al Batman de Tim Burton. Durante uno de los enfrentamientos de Spidey contra el Buitre.

El traje de Spiderman diseñado por Iron Man, esta basado muy ligeramente en el diseño que aparece en la saga Civil War.

Spider-Man: Homecoming ha tenido un presupuesto de 175 millones de doláres. Lleva recaudados unos 633 en todo el mundo.

En la versión original, Karen, la voz de la inteligencia artificial del traje de Peter, es de Jennifer Connelly. La actriz es la esposa de Paul Bettany que fue la voz de Jarvis en las cintas de Iron Man.

Publicado por

Agustín

Hombre orquesta de "Adicine.com", el jefe de la Web y redactor jefe. La pasión por el séptimo arte la lleva en su sangre desde muy pequeñito, participa en diferentes blogs del medio como Amigos del cine, El Gabinete del Doctor Somier, entre otros. Aparte de podcaster ocasional.

Un comentario en “Spider-Man: Homecoming”

  1. La película es entretenida y dinámica, no digo que las anteriores no lo fueran pero esta me parece mejor. Expresa muy bien esa ansia adolescente, Peter es un culo inquieto lo quiere todo, quiere estar en todas partes y lo quiere ya. Se ve en toda la película que va con prisas y es solo cuando ya pasa el climax de la cinta que ve como no todo es ir rápido, que no hay atajos, que debe madurar e ir poco a poco, en definitiva crecer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.