Venganza 3

Hace unos años quién nos iba a decir que Liam Neeson se iba a convertir en una estrella del cine de acción, de la mano de Luc Besson. Con Venganza dieron la campanada, por supuesto había que hacer secuelas. Tras Conexión Estambul, el efecto sorpresa desapareció pero nos encontramos una cinta que seguía de forma muy similar la primera entrega pero con mayor presupuesto y mejor recaudación.

Por supuesto tendríamos otra entrega más, para ello regresó a la silla del director Olivier Megaton, que realizó la anterior o filmes como Transporter 3 o Colombiana. Por supuesto siendo una producción made in Besson, escribió el guión junto a su inseparable Robert Mark Kamen, con el que ha escrito infinidad de filmes. Al protagonista de Rob Roy le acompañan otra vez más, Maggie Grace y Famke Janssen, además de las incorporaciones de Dougray Scott y Forest Whitaker.

Venganza 3

Venganza 3 es una tomadura de pelo que no hace justicia al personaje de Bryan Mills. La dirección es totalmente un desastre como hace tiempo que no se veía en una sala de cine. Imposible que en una cinta de acción de hoy en día falle algo tan básico como el ritmo, que va a trompicones. Aquí Neeson, no se sabe muy bien por qué deja de ser el tipo duro y calculador de las anteriores entregas para que luzca en baja forma hasta incluso en algún momento torpe ¡¡Si hasta tiene que contar con la ayuda de sus viejos colegas de la CIA!!

En cuanto a la historia, da la sensación que Besson quedó una tarde con Robert Mark Kamen para “escribir” el guión. Entre una cosa u otra al final se les hizo tarde y solo tenían pensado la tontería del título con el 3 de por medio. Encendieron la tele donde mira por donde estaban pasando El Fugitivo y decidieron hacer su versión particular en esta entrega. La historia es horrible y cogida con pinzas, citar esa investigación policial donde se descubre todo, por unos pasteles que compra el protagonista antes que suceda el asesinato.

Venganza 3

La dirección de Megaton, demostró de nuevo que es un absoluto inútil rodando escenas de acción, persecuciones, tiros y peleas. Lo único que sabe hacer es mover mucho la cámara como si se tratara de un mal imitador del estilo de Michael Bay.

Además otro punto negativo del filme son los villanos, realmente de risa, en las anteriores contaban con unos enemigos que de verdad daban miedo y parecían reales. Los de esta, aparte de caer en los tópicos manidos de los villanos rusos (beben vodka, están tatuados hasta en el sobaco y visten lo más hortera posible) parecen sacados alguna comedieta de acción al estilo de Vamos de polis.

Venganza 3

De lo poco bueno que podría destacar de la cinta es que esté ambientada en Los Angeles como los gloriosos filmes de acción de antaño y que hubieran intentado salirse un poco del esquema de siempre aunque el resultado no ha sido el mejor.

La sensación de decepción y cabreo que deja el filme es casi del estilo de las últimas entregas de sagas como La Jungla de Cristal o Los Mercenarios. Uno se pregunta en qué narices estaba pensado el director de Valerian o Lucy a la hora de hacer ésto. Dejando en el olvido el espíritu de la cinta original que la convirtió en un referente del cine de acción moderno.

Venganza 3

Los fans de la acción pedimos Venganza” contra Besson y Olivier Megaton.

Curiosidades

Dougray Scott sustituye a Xander Berkeley (Terminator 2, The Walking Dead), interpretando a a Stuart, el marido de Leonore.

Venganza 3 costó unos 48 millones de dólares. La cinta recaudó en todo el mundo más de 325. Liam Neeson cobró 20 millones en total.

Redención

Redención llega a nuestras pantallas con un año de retraso, la cinta firmada por Antoine Fuqua (que estrenó su último filme, el remake de Los 7 magníficos en 2016), está protagonizada por Jake Gyllenhaal, Forest Whitaker y Rachel McAdams.

La historia, escrita por Kurt Sutter (creador de Hijos de la Anarquía), presenta a Billy Hope, el campeón invicto de los semi pesados. Un tipo que se hizo así mismo saliendo de las duras calles y triunfando en el mundo del boxeo. Su vida va a todo tren, acaba de revalidar su título mientras que vive feliz junto a su familia. Pero un sorprendente giro de los acontecimientos, detonará la vida del campeón, cayendo en el más profundo de los infiernos y tendrá que volver a comenzar, para buscar la ansiada redención.

03-Redención

El principal problema de la película es que no hay nada nuevo, a pesar del tono trágico de todo el filme, dentro del género de los dramas relacionados con el boxeo. Vemos guiños a cintas como Cinderella Man (campeón caído en desgracia) o el mayor referente, guste o no, la saga de Rocky, con pasajes conocidos por el espectador como esos entrenamientos a modo de videoclip, e incluso un guiño a Karate kid, con esa golpe especial que aprenderá nuestro protagonista y usará en el combate final.

Fuqua maneja la cámara a su antojo, mostrando los combates desde todos los ángulos, mostrando todo detalle dentro y fuera del ring, mostrando que los golpes duelen de verdad. Se recrea sobretodo en su clímax final, aunque no llega a ser tan épico como un podría esperar, aun así cumple con las expectativas. También habría que destacar la pelea del inicio, donde vemos toda la preparación previa antes de subir al ring (algo visto en la primera entrega de Rocky).

05-Redención

Gyllenhaal está totalmente creíble como Billy Hope, no solo físicamente o por su forma de moverse por el ring, sino en los momentos dramáticos donde vemos que sin su familia no es nadie. Forest Whitaker es el entrenador obstinado, aficionado a la botella, que tuvo un desafortunado paso como boxeador, que le da una segunda oportunidad. El ganador del Oscar por El último rey de Escocía, está en su línea habitual casi rozando la sobreactuación. Por otro lado Rachel McAdams es Mauren, la  tierna pero aguerrida esposa de Billy, la encargada de llevar carrera de su marido.

En un rol muy secundario aparece Naomi Harris, como una asistente social. Por contra 50 cents interpreta al estereotipado manager de Billy, capaz de traicionar si hay dinero de por medio. A modo de cameo, aparece la cantante Rita Ora y el boxeador Victor Ortiz (haciendo sus pinitos en el cine), como otro de los pupilos del personaje de Whitaker e incluso llega a intercambiar golpes con nuestro protagonista.

04-Redención

Redención es un estupendo drama deportivo, todo un gancho contra el aburrimiento.

Curiosidades:

El filme está dedicado a la memoria del compositor James Horner (Titanic, Willow), falleció en 2015 en un accidente aéreo.

En un principio el filme fue planteado como una secuela de 8 millas (2002) de Curtis Hanson. Volvería a contar con el rapero Eminem, que al final participa en el filme con varios temas en la banda sonora.

Southpaw, el título original de la cinta, un término dado a los boxeadores zurdos. En la vida real, Jake Gyllenhaal es diestro.

Jake Gyllenhaal se inspiró en Miguel Cotto, un boxeador profesional de Puerto Rico.

Su presupuesto fue de 30 millones, llegando a recaudar cerca de 92 en todo el mundo.

La llegada

La profesora de lingüística Louis Banks (Amy Adams) es contratada por altos mandos militares del gobierno tras la aparición de 12 extrañas naves en diversos puntos del planeta. Junto al científico Ian Donnelly (Jeremy Renner) viajará hasta un campamento cercano a una de las naves en Montana. Allí intentarán establecer comunicación con los alienígenas y averiguar cuales son sus verdaderas intenciones.

la-llegada-3

La llegada es la adaptación de la novela corta The Story of Your Life del premiado escritor de ciencia ficción Ted Chiang. El director Denis Villeneuve es el encargado de llevar este sobrecogedor relato a la gran pantalla. A priori, la historia de un primer contacto con una civilización alienígena puede parecer poco original, películas como Encuentros en la tercera fase (1977) de Steven Spielberg o Contact (1996) de Robert Zemeckis ya trataron el tema con anterioridad, pero sin embargo el punto de vista de la obra de Villeneuve nos da una nueva perspectiva sobre el tema. El director canadiense centra su mirada en las personas, y en especial en la de su protagonista, dejando en un segundo plano la invasión. Ésto se refleja en escenas como la de la llegada de los marcianos en la que la cámara sólo enfoca a los espectadores de los informativos, sin dejarnos ver qué es lo que pasa.

Pero sin duda, la película es una oda al lenguaje como símbolo de unión y conciliador. La forma de comunicación no lineal de los extraterrestres que aporta una nueva concepción del tiempo, es la que se ha seguido para el montaje de la propia cinta. Al igual que el lenguaje alienígena sólo es entendible de forma global, los diversos flashbacks y flash forwards de la narración sólo son comprensibles cuando finaliza el largometraje. Un círculo visual que empieza como acaba, al son de la melancólica música de On the Nature of Daylight de Max Ritcher.

la-llegada-6

Una cinta tan sencilla (en ocasiones puede hacerse un tanto repetitiva) como compleja (por lo enredado de su montaje), cargada de una sensibilidad especial y llena de emociones. Las imágenes tienen una gran fuerza visual conservando una atmósfera emotiva o perturbadora dependiendo del momento y apoyándose tanto en la maravillosa banda sonora compuesta por Jóhann Jóhannsson como en el estupendo diseño de producción.

Sobre la actriz Amy Adams en el papel de embajadora pacifista de la Tierra recae todo el peso de la película. Su implicación y emotividad, traspasa la pantalla tanto en los momentos dramáticos en los que intenta superar su trauma personal como cuando busca una forma de comunicarse con los aliens. Para secundarla aparece Jeremy Renner como el matemático Ian Donnelly, y Forest Whitaker como el coronel militar Weber.

la-llegada-8

Una cinta que aúna a la perfección sensibilidad y ciencia ficción apoyada por una inquietante banda sonora y unas imágenes impactantes.

 
Curiosidades
La película iba a titularse Story of Your Life (La historia de tu vida), al igual que el relato corto de Ted Chiang en el que está basada.
Para la elaboración del guión y darle veracidad científica, se ha contado con el renombrado científico Stephen Wolfram y su hijo Christopher Wolfram.
El nuevo proyecto del director Denis Villeneuve será otro largometraje de ciencia ficción, la esperada Blade Runner 2049 (2017).
Jeremy Renner y Amy Adams ya habían trabajado juntos en La gran estafa americana (2013). Además ambos han participado en cintas de superhéroes, Renner como Ojo de Halcón en las adaptaciones de Marvel y Adams como Lois Lane en las películas de DC.

David Ayer

David Ayer

Con motivo del estreno de su última película analizamos la trayectoria de David Ayer, guionista y director, que ha cosechado grandes éxitos en los últimos años. La esperadísima película sobre villanos de DC, Escuadrón suicida, es su más reciente incursión en el cine, pero en Adicine vamos a realizar un breve repaso a su filmografía, tanto sus trabajos como guionista como director, donde tiene títulos bastante interesantes para el cinéfilo.

Nacido en Champaign, Illinois en 1968, se crío a medio camino entre los estados de Minnesota y Maryland hasta que sus padres le dieron puerta cuando era un adolescente. Ayer se fue a vivir con sus primos de California en Los Angeles, en el barrio de South Central, donde paso su adolescencia hasta que se alistó en la marina, donde fue entrenado como submarinista. Lo cual, como veremos, le marcaría en sus futuros trabajos.

U-571 (2000)

Una vez dejado el ejército, conoce a Wesley Strick, guionista de filmes como Aracnofobia, Lobo o la adaptación al cine del videojuego Doom entre otras. Este se convierte en su mentor y hace que le llegue su primera oportunidad, en el año 2000, se estrena como guionista, realizando la reescritura de un filme bélico de submarinos, U-571, de Jonathan Mostow (Breakdown, Los sustitutos).

La película narraba la operación de un comando americano durante la Segunda Guerra Mundial para hacerse con una maquina de cifrado de códigos nazi. La cinta contó con un reparto encabezado por Matthew McConaughey, Bill Paxton y Harvey Keitel, obteniendo un éxito moderado, pero Ayer ya estaba en el mapa para lo que iba a venir a continuación.

U-571

A Todo Gas (2001)

En 2001, le toca reescribir el libreto de Gary Scott Thompson sobre un policía infiltrado (Paul Walker) en el mundo de las carreras ilegales para poder atrapar a una banda de ladrones liderada por Vin Diesel con el que entablará una fuerte amistad. Estamos hablando de A Todo Gas de Rob Cohen (XxX, Dragonheart). Ya han estrenado hasta siete entregas y hay una nueva en camino. En el guión aun no se nota la impronta de Ayer salvo en pequeños detalles, como esos ambientes en los barrios marginales que después degeneró en lo que se suele denominar actualmente en puro “postureo” de tipos duros de hoy en día.

A-todo-gas

Training Day (2001)

Ese mismo año, le llega la oportunidad de vender un guión propio (por el que cobró un millón de dólares) y sin duda, uno de los proyectos más celebrados por crítica y público de toda su carrera, Training Day de Antoine Fuqua. En ella nos encontramos con dos policías, el veterano Alonzo Harris (Denzel Washington) y el novato y nuevo compañero de este, Jake Hoyt (Ethan Hawke), que aspira a convertirse en parte de la unidad de narcóticos. Para ello, Hoyt tendrá que superar el periodo de prueba o “Día de entrenamiento” en los barrios más conflictivos de Los Angeles junto a Alonzo, mientras descubre toda la corrupción que hay dentro del departamento de policía.

Lo que al principio parece otra buddy movie de acción al estilo Arma Letal, se convierte en un intenso thriller policíaco con momentos muy conseguidos y cargados de tensión. Puede que su tercio final se vuelva más convencional pero no hay que desmerecer de todos los logros del resto de la cinta. Aquí ya empezamos a discernir el “sello Ayer”: barrios marginales, policías que son más peligrosos que los propios traficantes y donde nada es blanco o negro. La cinta fue todo un éxito en taquilla y Denzel Washington consiguió alzarse su segundo Oscar.

Training-day

Dark Blue (2002)

En 2002, se estrena Dark Blue de Ron Shelton (Los Blancos no la saben meter), donde Ayer firma el guión a partir de una historia creada por la mente del escritor James Ellroy (Los Angeles Confidencial o La Dalia Negra). Este proyecto le viene como anillo al dedo para nuestro protagonista, ya que la historia tiene muchos puntos en común con su anterior trabajo. De nuevo nos encontramos en la misma ciudad, policías corruptos, una pareja de detectives, uno veterano (Kurt Russell) y otro joven (Scott Speedman), cada uno con su visión de la justicia, ambos envueltos en asuntos turbios mientras que todo parece que se va al infierno durante los altercados de Rodney King.

La cinta de Shelton, era un filme menor que paso bastante desapercibido en los cines. Una versión más novelesca de lo que vimos en la de Fucqua y hasta el propio Ellroy comento que se había reescrito tanto su historia que solamente habían conservado los nombres de sus personajes.

Dark-Blue

S.W.A.T. (2003)

Tras esta ligera decepción, Ayer es llamado de nuevo por un gran estudio para realizar el guión de una adaptación de una serie televisiva al cine. S.W.A.T. de Clark Johnson era la adaptación de Los Hombres de Harrelson, serie policíaca de los 70 protagonizada por Steve Forrest y Robert Urich que contó con una de esas sintonías archiconocidas por el público.

El público destinado para esta nueva historia tenía que ser el mismo que paso por taquilla con A Todo Gas o eso pensaron sus productores, al fichar no solo a Ayer sino también a Michelle Rodriguez en su reparto. La actriz acompañaba a Samuel L. Jackson y Colin Farrell (con la aparición de un joven Jeremy Renner), en una serie de locas aventuras de acción macarra para dar con el narcotraficante que interpretaba de Olivier Martinez. La cinta fue todo un éxito en taquilla aunque cosechó malos resultados por parte de la crítica.

SWAT

Vidas al límite (2005)

Tras un año casi sabático, donde solo superviso el guión de Vidas ajenas de D.J. Caruso (Eagleheart, The Salton Sea) protagonizada por Angelina Jolie, Ethan Hawke y Kiefer Sutherland.  Barajó diferentes proyectos (como volver a retomar la saga de A Todo Gas o escribir una secuela de S.W.A.T.), Ayer decide dar el salto a la silla del director, además de productor, con un proyecto personal. Partiendo de un material propio, Vidas al límite (Harsh Times), estuvo protagonizada por Christian Bale y la televisiva Eva Longoria.

En ella Jim Davis (Bale) y su colega Mike Alonzo (Freddy Rodriguez) intentan sobrevivir como pueden en el conflictivo barrio de South Central con pequeños trapicheos. Davis decide aprovechar que ha sido militar para ser reclutado por la D.E.A. aunque para ello tenga que dejar las drogas. Sin duda, la historia más personal de Ayer a día de hoy. En ella no aparecen polis corruptos, pero si ese ambiente malsano propio del lugar donde se crío el director. Solo por la estupenda interpretación de Bale ya merece la pena de echarle un vistazo, además de encontrarnos con Eva Longoria en un papel menos glamuroso que el que le dio fama en la pequeña pantalla. La cinta contó con buenas críticas aunque siguió siendo un filme minoritario como para llenar las salas, pero hizo suficiente ruido para tener en cuenta al debutante director.

harsh-time

Dueños de la calle (2008)

El siguiente proyecto de Ayer es un trabajo de encargo por parte del estudio. De nuevo a partir de una historia de James Ellroy, en la que Ayer no fue partícipe en el guión pero si el propio novelista y Kurt Wimmer (Equilibrium o Ultravioleta). Contó con un reparto de caras conocidísimas tanto del cine como la televisión, entre ellos Hugh Laurie (House).

En ella Tom Ludlow (Keanu Reeves), es un detective corrupto de Los Angeles que se ve involucrado en el asesinato de su antiguo compañero (Terry Crews). Tras muchos años metido en el fango, la conciencia de Ludlow quiere hacer honrar a su excolega y quiere dar con los asesinos. Para ello contará con la ayuda de un joven e inexperto detective (Chris Evans antes de llevar el escudo del Capitán América) mientras que el resto de su unidad lo ve con malos ojos, sobretodo para su capitán interpretado por un excesivo Forest Whitaker.

Street-Kings

La cinta es un salto de calidad en todos los aspectos con respecto a su debut. Un filme noir mucho más completo con ese aroma a thriller clásico, con momentos de mucha tensión y violencia como el prologo donde Reeves rescata a unas niñas secuestradas o el tiroteo en casa de unos traficantes de drogas. En esta ocasión, la cinta no contó con el beneplácito de la crítica y tampoco en las taquillas pero Ayer demostraba que podría ser un buen director para los grandes estudios. Como curiosidad, Ayer realiza un cameo al igual que en Training Day.

Sin tregua (2012)

Cuatros años pasaron para que regresará a trabajar y esta vez volvió de nuevo a contar una historia de policías en su ciudad adoptiva. En Sin tregua (End of Watch) nos metemos en la piel de dos jóvenes patrulleros angelinos (Jake Gyllenhaal y Michael Peña). El filme esta rodado como si fuera un falso documental con las grabaciones que van realizando en vídeo ambos protagonistas, ya que uno de ello estudia cine en sus ratos libres. Este estilo tan popular dentro del género del terror, le sienta bien a la historia que nos sumerge por completo en los ambientes propios del director.

La sensación claustrofóbica que se puede vivir en ambos protagonistas se hace mayor conforme va avanzando el filme. Su clímax final donde ambos policías se quedan atrapados en medio de una emboscada, siendo el objetivo de todos los pandilleros y mafiosos del lugar, es realmente angustiante. La única pega que le resta credibilidad es contar con una estrella como Gyllenhaal, pero el actor realiza una interpretación correcta. Esta vez la taquilla si respondió y el filme fue bastante rentable como para que los ejecutivos de las “mayors” lo empezaran a tener en cuenta.

Sin-tregua

Sabotage (2014)

En 2014 nuestro protagonista se pone las pilas con dos proyectos muy dispares. Por un lado Sabotage (en un principio llamada Ten), un filme “coral” como si se tratará de una versión musculada de Los 10 negritos de Agatha Christie con Arnold Schwarzenegger de protagonista. Por otro Corazones de Acero (Fury), un film bélico ambientado en la Segunda Guerra Mundial con Brad Pitt de protagonista a lomos de un tanque Sherman.

Con la primera intentando ser un nuevo vehículo de acción para Terminator, tuvo muchos problemas antes, durante y después de la producción. Para empezar, reescribir por completo el libreto firmado por Skip Woods (Operación Swordfish, Hitman) e intentar adaptarlo lo mejor posible para la estrella de la película. El resultado final es en una especie de thriller con bastante gore y algo de acción donde queda patente que el estudio no estaba conforme con el resultado, por lo que tuvieron que volver a grabar nuevas escenas.

Sabotage

Un equipo táctico de asalto de la policía, todos corruptos desde el tipo más bajo hasta su capitán interpretado por Arnold, llevan a cabo un golpe contra un narcotraficante. Aprovechando la ocasión, se hacen con un botín de varios millones de dólares para repartírselo entre ellos. Lo que no saben es que hay alguien, externo o interno, que les engaña mientras que van siendo asesinados de uno en uno y se quedan sin dinero.

En el reparto de caras conocidas que acompañan al ex mister Olimpia, gente bastante dispar como Sam Wortington, Josh Holloway, Terence Howard, Olivia Williams o Mireille Enos entre muchos otros, donde estas dos últimas demuestran que en un mundo de hombres, ellas son las que mandan. La cinta fue un absoluto fracaso y el público se llevo una decepción, ya que esperaban algo más parecido a los primeros filmes de acción de Schwarzenegger y no un thriller policíaco más cercano a serie como The Shield (Al Margen de la Ley) donde de nuevo tenemos la corrupción policial como uno de los ingredientes de la cinta.

Corazones de Acero (2014)

Para Ayer afortunadamente le salvo la papeleta, y se embarcó en su siguiente proyecto. Corazones de Acero fue todo un acierto en las taquillas  ya que logró recaudar más de 200 millones de dólares en todo el mundo. La cinta se centra en la historia de un joven (Logan Lerman) a finales de la Segunda Guerra Mundial, que es llamado a filas para sustituir a un artillero en un tanque cuando los aliados están cerca de llegar a Berlín. La acción sucede todo en un día, al igual que en Training Day con la que guarda algún que otro punto en común. También nos encontramos la dura la relación que hay entre el joven protagonista y el veterano militar interpretado por Brad Pitt como un duro sargento que dirige el tanque y el resto de su tripulación. Completaban el reparto Michael Peña, Jon Bernthal y Shia Labeouf (demostrando que hay vida después de Transformers).

La película es un cruce entre cine espectáculo (ver las espectaculares batallas de tanques aunque los cañonazos parecen rayos láser de Star Wars) y el drama, al reflejar no solo la dura situación de los soldados en su día a día por sobrevivir sino de los civiles y de sus propios enemigos. Cabe destacar el angustioso momento de la cena en casa de una mujer donde paran los soldados donde la tensión se corta con un cuchillo o aquella en la que el joven soldado es obligado a asesinar a un enemigo que ya se ha rendido.

Corazones-de-acero

Escuadrón suicida (2016)

Y llegamos al final con el título con el que empezamos el artículo, Escuadrón suicida, un proyecto a priori menor por el que Warner empezó de tapadillo pero a medida que se iba conociendo más información sobre el mismo, se iba creando una gran expectación y mucho hype por parte de los fans de los cómics que veremos si se cumple o no. Mucho se esta hablando de la taquilla que realizará y de los cotilleos de los actores, que si han recortado digitalmente los shorts de Margot Robbie, que si a Jared Leto se le fue la cabeza interpretando al Joker o que a Jai Courtney realizó algunas de sus escenas bajo el efecto de setas alucinógenas. 

Escuadrón-suicida

¿Qué deparará en el futuro para nuestro protagonista? Se anunció hace un tiempo que podría participar en el remake de Grupo Salvaje pero dependiendo de la taquilla de Escuadrón suicida a lo mejor Warner sigue contando con él para más adaptaciones de cómics o regresa a los géneros que le dieron tanta popularidad como el thriller o el bélico, no hay que olvidar que su película preferida es Apocalypse Now de Francis Ford Coppola.

Os dejamos con el trailer de Escuadrón suicida, el próximo viernes llega su estreno.