Michael Bay, el rey del mambo

Michael-Bay-3

Continuamos nuestro particular repaso a la filmografía del director Michael Bay. Si en el artículo de la semana pasada revisábamos los comienzos de su carrera, ahora trataremos sus cintas más recientes en donde nos volvemos a encontrar lo mejor y lo peor de su carrera.

La-Isla

Yo sólo quiero vivir. El cómo, no importa.

El dúo Bay/Bruckheimmer deciden ir por caminos diferentes, tras cinco películas. Mientras que el productor de Con Air, está más centrado en la saga de Piratas de Caribe y cintas de aventuras para toda la familia como Príncipe de Persia o La Busqueda. Nuestro protagonista es llamado por Steven Spielberg, este le ofrece un proyecto que mezclaba la ciencia ficción y acción, con un libreto escrito por Alex KurtzmanRoberto Orci (los guionistas habituales de J.J. Abrams).

En 2005, estrena La Isla a pesar de contar con Ewan McGregor y Scarlett Johansson se convirtió en su primer fracaso de taquilla. Bay no estaba contento con la campaña de promoción, que tacho de ser bastante confusa y que realizaba demasiados spoilers de la trama. El filme fallaba al no sacaba todo el partido a la historia mientras Bay ofrecía unas escenas de acción de primer orden. Fue la primera colaboración con el compositor Steve Jablonsky con el que su relación llega hasta hoy.

Transformers

“Imponente, casi vicioso, sin talento”

Esta fue la aplastante opinión del crítico David Denby, realizó sobre su trabajo de su siguiente proyecto. De nuevo bajo la producción Spielberg, se lanzó de lleno a Transformers, basado en los conocidos juguetes de la compañía Hasbro. El filme rompió récords de taquilla, lanzó al estrellato al conflictivo Shia Labeouf y convirtió en sex-simbol a Megan Fox. La cinta repleta de CGI y mucha cacharrería digital.

La formula funcionó hasta el punto de llegar hasta 4 entregas más (y otras secuelas y spin-off). Da igual el cambio de protagonistas (Fox fue despedida en la tercera y Labeouf fue sustituido por Mark Wahlberg en la cuarta), las malas críticas, la saturación de CGI, los chistes malos o que el esquema se repitiera hasta la saciedad, el público paso por taquilla. Para los más cinéfilos les resultaba sangrante ver a actores de la talla de John Turturro, Frances McDormand o John Malkovich bailando al ritmo de Bay, pero el dinero manda. Como no, los Razzies tampoco se olvidaron de la saga, ganando algún que otro premios a peor película, director y guión.

Dolor-y-dinero

He visto muchas pelis Paul, se lo que hago.

Entre secuela de Transformers, llega por fin unos de sus proyectos más deseados. Que pudo realizar a modo de favor por parte de la Paramount, para que continuará con la saga juguetera. Considerada por muchos como su “primera película de verdad”. Dolor y dinero, estaba basada en un hecho real acerca de unos culturistas que deciden convertirse en mafiosos. Ambientada en Miami durante los 90, el estilo de Bay era el más apropiado para esta historia ciclada y pasada de vueltas. Esta comedia negra contó con un reparto en estado de gracia y bien ciclado, Mark Wahlberg vuelve a demostrar que con un buen guión es un actor más que solvente, nunca Dwayne Johnson a estado tan bien dramáticamente y Anthonie Mackie demostró de nuevo su talento tras The Hurt Locker. A ellos le acompañaba una excesiva Rebel Wilson, además Bay volvía a trabajar con Ed Harris tras La Roca.

La cinta tuvo un ridículo presupuesto de 50 millones para lo habitual que solía contar Bay. Fue un éxito menor, pero fue bastante bien valorada por aquellos seguidores que habían perdido la fe en el director, después de tanta secuela robótica. Dolor y dinero es de esas cintas que si hubiera firmado algún director debutante seguramente hubiera llamado más la atención para la crítica especializada, que muchos la tacharon como un cruce de Fargo con esteroides.

13-horas-Los-soldados-secretos-de-Bengasi

Necesito tus ojos y oídos. No tu boca.

Y de nuevo entre entregas de Transformers, llegó el año pasado 13 horas: los soldados secretos de Bengasi. En esta ocasión Bay realiza su primera incursión en el género bélico. Un reparto de caras conocidas (sorprende ver a John Krasinski en el reparto) pero sin ninguna estrella. Nos encontramos con una cinta que sigue los pasos de Black Hawk Derribado de Ridley Scott.  De nuevo con un pequeño presupuesto (50 millones) el filme funcionó mejor dentro de USA que fuera, donde el público le echaba para atrás una historia a priori tachada de “americanada”.

Al igual que Dolor y dinero, el filme estaba basado en una historia real. Narraba los sucesos ocurridos en la embajada americana en Bengasi durante 11 de septiembre de 2011, que fue atacada por fuerzas yihadistas. Todo esto desde el punto de vista del equipo de seguridad privada (ex soldados estadounidenses) que defendió el lugar. Sorprende que Bay crítica a la maquinaria bélica de su país y desmitificando ciertos estereotipos muy habituales en su cine aunque por contra cae en excesos sentimentales.

Michael-Bay-2

El futuro de Bay esta abierto, mientras que parece que la nueva entrega de Transformers será la última que dirige ¿Realizará Bad Boys 3, probara suerte en géneros como los superheroes o los videojuegos o apostará por filmes más pequeños?

Curiosidades

Su prima, Susan Bay, era la esposa de Leonard Nimoy. El famoso Spock de Star trek, puso voz a Sentinel Prime en Transformers: El lado oscuro de la luna.

En varias ocasiones aparece haciendo cameos en sus filmes, como en Armageddon o Dos policías rebeldes 2. Además de aparecer en Mistery Men como uno de los villanos.

Compró Digital Domain, la empresa de efectos que creó James Cameron en los 90.

Durante el rodaje de Dos policías rebeldes 2, los agentes de policía que participaron en el rodaje le apodaban “Capitán Bay” por su afición a darle ordenes a todo el mundo.

Le encantan los perros, a lo largo de su vida ha tenido a varios y siempre los llama con nombres de personajes de sus filmes.

Bay posee un jet Gulfstream G550 de 50 millones de dólares, así como un Bentley, un Range Rover, un Escalade, un Ferrari, un Lamborghini y dos Camaros de la franquicia de Transformers.

Es productor de las series de televisión The black sails y The last ship.

En junio de 2013, tanteó llevar al cine el videojuego Ghost Recon para Warner Bros.​

Es copropietario de Platinum Dunes, una productora especializadas en remakes de terror como La matanza de Texas, El terror en Amityville, Viernes 13 o Pesadilla en Elm Street. Además de las nuevas entregas de Las Tortugas Ninja.

En el apartado de premios gano muchos por su labor en el mundo de la publicidad. Pero lo que se refiere a sus filmes siempre han sido negativos, gano dos Razzies, un Stinkers Bad Movie Awards e incluso un YoGa.

Transformers: El último caballero

¿Qué se puede decir de la saga Transformers y de su director que no se haya dicho a estas alturas? De todo, menos cosas buenas. La película llega a los cines diez años después del primer filme, de nuevo Michael Bay a cargo de la dirección. Siguiendo la tónica habitual, esta nueva entrega continua siendo ruidosa, plagada de clichés y saturación de efectos especiales. Bienvenidos a Transformers: El último caballero.

Para el espectador que haya visto las anteriores, no hay grandes novedades. Humanos y Transformers están en guerra, Optimus Prime se ha ido a Cybertron. La humanidad ya harta de tanto robot alienigena por el planeta deciden vetarlos. Cade es el único humano defensor de los Autobots, también es perseguido y vive en el anonimato. 

02-Transformers-el-último-caballero

En Cybertron, Optimus le lavan el cerebro una malvada Transformer que quiere destruir la Tierra porque sí. Como sucedía en la última de A Todo Gas, nuestro protagonista se vuelve malvado pero en vez de aprovechar este elemento en la trama es tocado solamente de pasada. Aquí el personaje beneficiado es Bumblebee, no solo porque tiene más diálogos sino que participa en la acción (incluso va a contar con su propio spin-off).

Transformers: El último caballero tiene muchos problemas, tarda demasiado en arrancar, prácticamente se podrían haber ahorrado una hora. Sin olvidarnos de un guión con más agujeros que un queso gruyère o personajes que entran y salen sin saber muy bien por donde andan, como el regreso de Lennox o de los villanos, como Megatron. Por si fuera poco, nos encontramos con que los Transformers llevan en la Tierra desde la época del rey Arturo, algo sin sentido con respecto a las anteriores. Pero esto le da pie a Bay, para filmar un prólogo ambientado en esa época, con una batalla al más puro estilo El señor de los anillos o un pequeño flashback ambientado en plena Segunda Guerra Mundial.

08-Transformers-el-último-caballero

Los momentos más interesantes son cuando la acción se desarrolla en Inglaterra, donde Anthony Hopkins se convierte en el robaescenas de la película. Interpreta a Sir Edmund Burton, miembro de una adinerada familia que conoce la relación de los humanos con los Autobots en pasado. Tampoco olvidar de su su mayordomo robótico que tiene algunos momentos cómicos. 

En cuanto al sentido del humor, en ocasiones roza lo vergonzoso. Citar la visita a la casa de la chica, donde su familia solo piensan que ella se busque un marido. En una escena que juegan con dobles sentidos donde no hay sutilezas. O el momento de liberación de algunos Decepticons de la cárcel, que van ataviados con anillos y cadenas como si fueran unos pandilleros.

03-Transformers-el-último-caballero

A nivel de producción, los efectos especiales funcionan bien aunque en algunos momento saturan bastante. Hay dos o tres planos que puede recordar a Roland EmmerichLos diseños de los robots sigue siendo feos, el espectador puede que ya este algo acostumbrados a ello y por eso no desentonan tanto. Steve Jablonsky no hace una banda sonora destacable, tiene mejores trabajos con Bay como la banda sonora de Dolor y dinero

Bay aunque sigue tirando de montaje, en esta ocasión se lo ha tomado con calma. No rueda de forma tan abrupta como suele hacer habitualmente. Tiene una serie de persecuciones relativamente emocionantes como la huida del desguace, donde el personaje de Cabe termina volando en una mininaves o la persecución en coche por las calles de Londres.

12-Transformers-el-último-caballero

Del reparto, al mencionado Hopkins, regresa Wahlberg que repite como un héroe anodino, cachas y con poco carisma. Sin duda un tropezón en la carrera del protagonista de 2 gunsLaura Haddock (vista en Guardianes de la Galaxia y su secuela) es la chica de la historia, que aunque han intentado dotar su personaje de ciertos matices se queda en un mero florero.

En pequeños roles Josh Duhamel, que regresa a su personaje de Lennox, el perfecto militar. Un irreconocible Stanley Tucci maquillado interpretando a Merlin al comienzo del filme. Un fugaz John Turturro, no tan cargante como en las anteriores pero innecesario que aparecerá de vez en cuando.

01-Transformers-el-último-caballero

Tranformers: El último caballero es la menos mala de toda la saga. Esperemos que sea la despedida de Bay de la saga.

Curiosidades

Todo lo relacionado con el rey Arturo es un guiño a un capítulo de la serie animación. Titulado A Decepticon Raider in King Arthur’s Court.

Al comienzo del filme se puede ver a Mitch Pileggi. Actor conocido por interpretar al jefe de Mulder y Scully en Expediente X.

Hay un guiño al personaje de Shia Labeouf. Aparece una fotografía de su personaje por la mansión del personaje de Anthony Hopkins.

217 millones de doláres ha costado Transformers: El último caballero. En taquilla lleva más de 500 en todo el mundo.

2 guns

2 Guns parte de la base que se trata de un cómic, pero eso si, nada que ver con Spiderman, Superman y otros superhéroes, sino más cercano al género policíaco, thrillers y sobre todo a la acción. No es la primera (ni la última) que nos encontramos este tipo de caso, ahí tenemos los ejemplos de Sin City o de RED.

El filme tiene una trama algo enrevesada, pero toda gira en torno a par de granujas, Bob (Denzel Washington) y Stick (Mark Wahlberg) que realizan negocios sucios para capo de la mafia llamado Big Papi (Edward James Olmos, el mítico teniente Castillo de la serie Corrupción en Miami), por toda la frontera entre Usa y México.

01-2-guns

Tras su último encuentro, ambos deciden que ya va siendo hora de cambiar su suerte, y deciden robar un pequeño banco donde Big Papi tiene una importante cantidad de dinero. A partir de ese momento tendremos giros y sorpresas argumentales que llevarán a nuestros protagonistas a ser perseguidos por la mafia, la policía, el FBI y otras agencias gubernamentales.

Si hay algo que destaca 2 Guns por encima de las pelis de acción que se estrenan en la actualidad es sin duda la química entre Wahlberg y Washington, que hacía años que no se veía en una pareja para un filme de este tipo. Vaya, no son Mel Gibson y Danny Glover pero poco le falta para ser un Arma Letal del siglo XXI.

02-2-guns

Ambos actores están realmente divertidos con sus roles. Washington parece una versión cómica de su personaje de Training Day. Por su lado, Wahlberg se desenvuelve como pez en el agua con un personaje que no dista para nada del Martin Riggs que interpreto Mel Gibson en los 80. Cuando tiene que ser divertido es realmente encantador e incluso un ligón y en el momento de la acción bastante letal.

La cinta se mueve entre la acción y comedia. A destacar, la escena de presentación de ambos, su discusión sobre que tomar durante el desayuno o las costumbres del personaje de Stick a la hora de coquetear con las camareras de los restaurantes o la tacañería de Bob a la hora de dejar propinas. También me resulto muy tronchante aquella de los voluntarios vigilantes de la frontera con los que se cruza Bob y piensan que se trata de un ilegal.

03-2-guns

A la pareja protagonista están bien acompañados en el reparto. A parte del mencionado Olmos, aparecen la bella Paula Patton como agente de la DEA, James Mardsen en un papel más duro del que nos tiene acostumbrados, Bill Paxton (que se lo pasa en grande en todas sus escenas) haciendo de un desquiciado matón que va detrás del dinero robado por nuestros protagonistas y en una breve aparición de Fred Ward.

En cuanto a las escenas de acción, señalar la primera vez que Stick demuestra su puntería delante de los esbirros de Big Papi, el robo al banco, la persecución en furgonetas que termina con una divertida pelea cuerpo a cuerpo o el clímax final de esos en los que muere hasta el apuntador. También, un pequeño homenaje al mejor John Woo cuando tres personajes se apuntaban entre ellos.

04-2-guns

Si eres fan del cine de acción y te gustan las pelis de colegas con sentido del humor, esta es tu película.

Curiosidades

El filme tuvo un presupuesto de 61 millones de doláres, llegó a recaudar más de 130 en todo el mundo.

El actor estadounidense Owen Wilson (Zoolander 2) fue valorado como posible protagonista del filme para el papel que al final interpreta Mark WahlbergEllen Pompeo y Marisa Tomei (Capitán América Civil War) fueron consideradas para interpretar algunos papeles de la película.

Esta es la segunda vez trabajan juntos Denzel Washington y Paula Patton (Warcraft), la primera vez fue en Deja Vu de Tony Scott.

El rodaje tuvo lugar en su totalidad en distintas zonas de Nueva Orleans, en Estados Unidos.

2 Guns es una adaptación de la novela gráfica homónima escrita por Steven Grant, ilustrada por Mat Santolouco y publicada por Boom Studios.

El único superviviente

Peter Berg siempre ha sido un director con sus más y sus menos, tiene títulos interesantes como La sombra del reino o entretenidas como El tesoro del Amazonas, ha coqueteado con los blockbuster como Battleship o el cine de superheroes Hancock. En El único superviviente fue su primera colaboración con Mark Wahlberg, con el que ha colaborado recientemente en dos títulos más, Marea negra y la próxima Día de patriotas.

Tras el fracaso que supuso Battleship, Berg apostó por una historia militar para apelar al patriotismo barato al americano de a pie y la jugada le salió redonda. Con un presupuesto de 40 millones de dólares llego a recaudar más de 150 en todo el mundo. En esta ocasión a Wahlberg le acompañan en su equipo Taylor Kitsch (ya se dejó ver en Battleship), Emile Hirsch, Ben Foster (que ya trabajó con el protagonista de Boogie Night en la muy entretenida Contraband) y a lo lejos se deja ver a Eric Bana.

01-el-unico-superviviente

Cuatro soldados estadounidenses tienen la peligrosa misión de atrapar a un líder talibán, que se encuentra en una región montañosa de Afganistán. Tras toparse con una serie de dificultades que no se esperaban, tienen que retirarse a un sitio seguro. Para ello deberán sobrevivir trabajando como equipo para poder regresar a su base.

Con este semejante argumento uno piensa que la película puede estar bien, sino fuera porque nada más empezar aparece lo de basado en hechos reales, saltan las alarmas ¿Estaremos ante el típico telefilme que nos han colado como película para cine? No pero da la sensación que estamos ante un publireportaje del ejercito americano, donde tan solo falta que apareciera el típico cartel del “Tío Sam” como se puede ver en los créditos iniciales plagado de fotos reales de entrenamiento del grupo de los Navy Seals, un momento que a cualquier espectador no estadounidense se piensa en dejar de ver la película.

02-el-unico-superviviente

Después de ese anuncio encubierto, empieza de verdad la película. Donde Berg no se le ocurre otra cosa que empezar con narrarnos el final de la misma, en su momento culminante para narrar a modo de flashbacks lo sucedido tres días antes. Nos encontramos en una base americana, en Afganistán. Allí nos van presentando poco a poco al equipo, por un lado esta el teniente (Taylor Kitsch), que es un tío enrollado preocupado por comprarle a su esposa un caballo arábico (Nooo, árabe como le corrigen en varias ocasiones), al chaval de la radio (Emile Hirsch) que es aficionado a dibujar, al francotirador (Ben Foster)  y por último el sanitario interpretado por Wahlberg.

Todo parece irles bien a nuestros protagonistas hasta que aparece el oficial superior de ellos, interpretado por Eric Bana, que les ordena una misión de esas complicadas, pero como aquí somos todos muy machotes la hacemos sin rechistar. En un principio todo parece que va a ser algo rutinario, pero pasa cierto giro de los acontecimientos y hasta aquí podemos contar sin hacer más spoilers.

04-el-unico-superviviente

Podríamos decir que el filme calca el esquema de la superior Black Hawk Derribado, casi podríamos decir que es su hermana pobre, de hecho la aparición de Eric Bana parece casi un guiño al largometraje que realizó años antes Ridley Scott. En cuanto al reparto cumple, Wahlberg en su línea heroica, el resto de su equipo si acaso destacaría a Foster, ya que su personaje pone en cierto dilema moral al resto del equipo durante la misión.

En el apartado musical destacaría el tema del comienzo del filme a cargo de Steve Jablonsky donde vuelve a meter esas guitarras intimistas como lo hiciera en Dolor y dinero y una versión de Heroes de David Bowie que suena al final. El resto brilla por su ausencia.

La dirección de Peter Berg, que aparte firma el guión, es bastante solvente a la hora de pegar tiros con cámaras al hombro, planos aéreos y demás filigranas pero sin excesos. Pero a la hora de desarrollar la historia pues la verdad que se ha quedado bastante esquemático. Argumentalmente y teniendo en cuenta con el material que cuenta (un libro escrito por el auténtico Marcus Luttrell), la verdad que se podría haber interesado un poco en desarrollar los personajes, esbozados un poco solo al principio, o sobretodo en su tramo final que es donde se vuelve un poco más interesante.

07-el-unico-superviviente

El único superviviente es para los aficionados al género bélico de conflictos actuales y a las americanadas o en su caso, que no les importe ver muchas banderitas y patriotismo exacerbado.

Curiosidades

Peter Berg aparece al comienzo del filme cuando el nuevo recluta hace su show para presentarse en la compañía.

Mark Wahlberg fue productor de la serie El Sequito (Entourage), uno de sus protagonistas, Jerry Ferrara aparece en el filme.

En la escena donde Alexander Ludwig baila frente a los otros SEALs, la canción que baila e interpreta es la misma que suena en la famosa escena del baile de Napoleon Dynamite (2004)

Al volver de su misión fallida en Afganistán, Marcus Luttrell quiso inmortalizar su historia y darla a conocer a todo el mundo en un libro cuyo título original es “Lone Survivor: The Eyewitness Account of Operation Redwing and the Lost Heroes of Seal Team”, publicado en 2007.

Marcus Luttrell fue amigo de Chris Kyle, el personaje protagonista de la película dirigida por Clint Eastwood, El francotirador.

Jason Statham, el hombre de los remakes

jason-stratham

Este mes de Octubre, se estrena Mechanic: Resurrection, la secuela de The Mechanic, protagonizada por Jason Statham. Pero, ¿sabíais que esta cinta es una nueva versión de un filme que protagonizó Charles Bronson en los 70? En AdiCINE vamos a realizar un pequeño repaso a la carrera del protagonista de Crank, centrándonos principalmente en todos los remakes donde ha participado.

Primeros años

Desde que debutará en el cine en 1998, con Lock and Stock de la mano de Guy Ritchie, en la carrera del actor inglés podemos repasar toda una galería de tipos duros: desde los que tienen ganas de reírse de sí mismos (Espías), auténticos villanos (Celular ó A Todo Gas 7) o incluso los más dramático (Redención ó The Bank Job).

En el año 2001, da el salto a Hollywood, con uno de los filmes más flojos de la carrera de John Carpenter, Fantasmas de Marte. Protagonizado por Natasha Henstridge, Ice Cube entre otros, nuestro protagonista tiene un rol secundario pero con muestras de carisma para ser un héroe de acción. Ese mismo año, participa en la película de acción y ciencia ficción, El único, un vehículo para el lucimiento de Jet Li, actor con el que trabajará en más de una ocasión, no solo en la saga de Los Mercenarios sino en El asesino (War).

01_statham_remakes

Mean Machine (2001)

Y empezando el milenio, 2001, llega el primer remake donde participa. Se trata de Mean Machine, un remake inglés de El rompehuesos de Robert Aldrich, el director de clásicos como Doce del patíbulo¿Qué fue de Baby Jane?, quien hizo una comedia al servicio del bigotudo Burt Reynolds, donde interpretaba a un exjugador de fútbol americano que es encarcelado y tiene que encargarse de entrenar a los presos para realizar un partido contra los funcionarios de la prisión. En la nueva versión, producida por Guy Ritchie, está protagonizada por Vinnie Jones (que en la vida real fue futbolista), Statham interpreta al “monje”, un tipo loco y desquiciado que entra en el equipo para jugar de portero. Su personaje es lo más divertido de la cinta, además es de las cintas donde todavía mostraba algo de pelo.

02_statham_remakes

En 2002, de la mano del director francés Luc Besson (Nikita, Lucy, El quinto elemento), le da la oportunidad de tener su primer papel protagonista, el personaje de Frank Martin, un tipo que viste elegantes trajes, conduce un cochazo y en efecto estamos hablando de Transporter.

Italian Job (2003)

Después de este boom, regresa de nuevo a Hollywood con otro remake. En esta ocasión se trataba de una nueva versión de Un trabajo en Italia, que protagonizó Michael Caine (y que contó en su reparto con el cómico Benny Hill), una cinta de acción clásica de grandes vuelos y recordada por el público por la famosa persecución de los coches Mini Cooper.

Este remake contaba con un gran reparto encabezado por Mark Wahlberg, Charlize Theron, Donald Sutherland y Edward Norton (a regañadientes por peleas con el estudio). Nuestro Statham tiene un rol secundario encarnando a Rob “el guapo”, el conductor del equipo de ladrones, que tiene que robar un furgón cargado de lingotes de oro. La cinta de F. Gary Gray (Straight Outta Compton) fue el éxito sorpresa del verano hasta el punto que se habló de realizar una secuela que nunca llegó. La trama similar a la original, cambia de localización de Italia a Los Angeles y nuestros protagonistas tienen que vengarse de un exmiembro de su grupo que les deja en la estacada en su último robo.

03_statham_remakes

Después de este título retomó su papel de Transporter, realizó un cameo en Colateral de Michael Mann, se las hizo pasar canutas a Chris Evans en Celular e incluso lució un horrible peluquín en la poco conocida London, oscura obsesión. En 2005 tiene su última colaboración con Guy Ritchie en la inclasificable Revolver donde aparece con melena y bigote en un thriller de mafiosos con un trasfondo filosófico. Le dio tiempo de enfrentarse a Wesley Snipes en Caos y realiza un cameo en otro remake, La pantera rosa con Steve Martin intentado hacer lo imposible, que nos olvidemos del genial Peter Sellers.

Death Race: La carrera de la muerte (2008)

Ya en 2008, le llega otro remake, de un filme de la factoría del rey de la serie B, Roger Corman. Se trataba de La carrera de la muerte del año 2000, aquella cinta descacharrante de acción protagonizada por el todoterreno David Carrandine y un emergente Silvester Stallone en sus comienzos, antes de Rocky. Death Race fue dirigida por el inefable Paul W. S. Anderson (el artifice de la saga de Resident Evil y odiado por gran parte de la población masculina por ser el marido de Milla Jovovich), la cinta estuvo a punto de estar protagonizada por Tom Cruise, pero por problemas de agenda tanto del director como de la estrella de Misión Imposible, el proyecto se realizó con un presupuesto más bajo, contando con el británico como protagonista. La cinta sin el humor y el cutrerio de la original, se convertía en una especie de videojuego, peli de cárceles que a pesar de contar con medios y un reparto (Joan Allen o Ian McShane) para convertirse en un éxito, fracasó aun así contó con dos secuelas que fueron directa a vídeo con Luke Gross (habitual de Guillermo del Toro) de protagonista.

04_statham_remakes

13 (Ruleta rusa) (2010)

Después de finalizar su etapa de Transporter con una tercera entrega irregular y la psicotrónica Crank, en 2010 vuelve a protagonizar un nuevo remake. En esta ocasión se trata de 13 Tzameti, un drama francés de gran proyección internacional y grandes dosis de tensión realizado por Géla Babluani. Como suele ser habitual, Hollywood quiso su propia versión y llamó al propio director para hacer la versión americana que titularon con 13 (Ruleta rusa). Para la nueva propuesta, se contó con un gran reparto encabezado por un recuperado Mickey Rourke, Michael Shannon, Alexander Skarsgård, Ray Winstone o Ben Gazzara entre otros.

La historia versa sobre un joven, acosado por las deudas, se inmiscuye en un retorcido torneo de ruleta rusa. Statham ataviado con sombrero durante todo el metraje, interpreta a Jasper, el hermano de uno de los participantes del torneo, que no dudará en apostar incluso en contra de su familiar para hacerse con el botín. La cinta es un remake fallido en todos los sentidos, falto de la emoción y la tensión que tenía la cinta original. Aunque ese mismo año, comienza la saga de Los Mercenarios con la que alcanza un notable éxito.

05_statham_remakes

The Mechanic (2011) y Jugada salvaje (2015)

Con el 2011 volvemos al principio de nuestro artículo. El remake de Friamente sin motivos personales, apostó por la acción pura y dura de la mano de Simon West (Con Air) dejando de lado la parte del thriller criminal de la original. The Mechanic es una de las cintas más entretenidas de la filmografía del actor, cuenta con suficientes dosis de acción y violencia para tener contento al espectador. Además de contar en su reparto con Ben Foster y de nuevo con Donald Sutherland. La cinta aunque no arrasó, recaudó lo suficiente para que tengamos su secuela en las salas.

Statham volvió de nuevo colaborar con West en dos proyectos másla secuela de Los Mercenarios y en el que es por el momento su último remake, Jugada salvaje. El filme es una nueva versión de Acorralado en Las Vegas, que protagonizó Burt Reynolds, basado en una novela de William Goldman (La princesa prometida o Dos hombres y un destino).

El thriller cuenta la historia de Nick Wild, un exmilitar y exjugador, que vive como puede en Las Vegas hasta que una antigua amante recibe una brutal paliza y decide vengarse. La cinta a pesar de contar con un reparto lleno de caras conocidas (Sofía Vergara, Stanley Tucci, Milo Ventimiglia, Anne Heche, Jason Alexander o Hope Davis) y las coreografías de Corey Yuen (Matrix, Kill Bill), fue un fracaso y en muchos países ni llego a los cines (como en España). Una película menor que es casi una fotocopia de la original y que aporta bien poco.

06_statham_remakes

En el futuro, tiene una nueva entrega de A todo gas (donde coincidirá con su compañera de The Italian Job, Charlize Theron), la secuela de Layer Cake en formato serie y la gran producción MEG ¿Habrá más remakes para Statham?

Padres por desigual

En 2010, Mark Wahlberg y Will Ferrell trabajaron por primera vez en Los otros dos, aquel filme de Adam McKay (ahora nominado a los Oscars por La gran apuesta) que intentaba ser una sátira, algo fallida, de las buddy movies o pelis de colegas policíacas aunque tengo que reconocer que tiene algún momento acertado.

Ambos actores se lo pasaron bien el rodaje y durante un tiempo buscaron algún nuevo proyecto donde poder colaborar hasta dar con Padres por desigual, una comedia de corte familiar que ha realizado Sean Anders, un especialista del género que ha rodado cintas como Sexdrive, Desmadre de padre o la secuela de Como acabar con tu jefe.

Left to right: Mark Wahlberg plays Dusty and Will Ferrell plays Brad in Daddy’s Home from Paramount Pictures and Red Granite Pictures

En ella contamos con una trama sencilla, padrastro que quiere caer bien a los hijos de su esposa mientras que aparece el padre de estos y hay cierta tensión entre ambos por ver quien se gana el afecto. Puede que al ser una cinta más de corte familiar, no hayan optado por tener un poco de más mala baba (la parte más gamberra es toda la relacionada con la visita a la clínica de fertilidad), esto sería lo único que se le podría tachar al filme como negativo pero por lo menos no caen en esos momentos tediosos de moralina que suele suceder casi en el 99% de las comedias actuales.

Los dos bordan sus personajes, que en más de una ocasión han realizado a lo largo de sus carreras. Mientras que Ferrell da vida a un tipo majo, inofensivo que se esfuerza mucho por caerle bien a sus hijastros, Wahlberg repite en su rol de tipo chulo, súper enrollado que sabe hacer de todo y que no para de ir luciendo bíceps y encima ni suda cuando hace ejercicio.

La química entre ambos funciona a las mil maravillas como se les puede ver desde el primer momento en el que se cruzan en el aeropuerto, la visita de ambos al trabajo de Ferrell que finaliza con Wahlberg consiguiendo un trabajo de ensueño y cayéndole mejor al jefe del primero o todas las ocasiones en la que están contándole un cuento a los pequeños por citar unas escenas.02 Padres por desigual

Del resto del reparto tenemos a Linda Cardellini como la esposa espectadora del duelo de ambos, Thomas Haden Church es el jefe pasado de vueltas de Ferrell que no para de darle consejos inútiles (atentos a la conversación personal entre ambos que termina con sorpresa o cuando este le cuenta que una vez estuvo casado con una brasileña) y el muy activo Bobby Cannavale (no perderse este año la serie Vinyl protagonizada por él y producida por Scorsese) interpreta a un doctor especialista en fertilidad.

El trabajo del director, Sean Anders, no es que vaya pasar a la historia pero cumple de sobras dándonos un producto divertido y con ritmo. Del resto de la producción es la habitual de este tipo de comedias, canta ese efecto especial de la moto entrando por la casa y su espectacular salida pero no es algo sangrante. Aparte como no, en la banda sonora tiene algún temazo rockero para presentar a algunos de los personajes que siempre se agradece.03 Padres por desigual

Padres por desigual confirma a Wahlberg y Ferrell como un explosivo dúo cómico en la gran pantalla.

Curiosidades:

Ed Helms (Resacón en la Vegas y Vacaciones) iba a ser Brad, el padrastro y Ferrell sería Dusty, el padre. El primero abandono el proyecto, Ferrell cambio por el rol de Brad. Después de esto se pensó en Vincent Vaughn para el personaje de Dusty que termino encarnando Wahlberg.

El personaje de Will Ferrell se llama Brad Whitaker como uno de los villanos de 007 en Licencía para matar.

Hay varios cameos, el jugador de baloncesto Kobe Briant, la modelo Alessandra Ambrosio y alguien que no diremos aquí pero que tiene cierta relación con una broma de Y de repente tú.

La escena en la que el personaje de Will Ferrell falla un tiro y golpea a una animadora fue rodada en el descanso de un verdadero partido de baloncesto entre los Pelicans y los Lakers en New Orleans. Muchos vídeos del incidente fueron subidos inmediatamente a plataformas como YouTube o Vine.

“Ponte una camisa” es lo que le dice Ferrell a Wahlberg en varias ocasiones al igual que sucedía en Noche loca, donde Steve Carrell le decía lo mismo al protagonista de Ted.

Tony Hawk y Mike McGill hicieron de dobles en la escena del monopatin.

Will Ferrell y Billy Slaughter ya habían aparecido juntos en la película En campaña todo vale (2012).

Se pensó en Etan Cohen, guionista de Men in Black 3 y Madagascar 2 (no confundir con Ethan Cohen) para debutar como director con esta cinta. Curiosamente Cohen debuto el año pasado con Dale duro también protagonizada Will Ferrell junto a Kevin Hart.